Los dentistas podemos controlar gran parte de los riesgos de periimplantitis

0
433

La Dra. Mª Ángeles Sánchez Garcés ofrecía el 1 de abril en el Complejo San Juan el
curso “Factores de riesgo de la periimplantitis, ¿los controlamos? Resultado de los tratamientos aplicables”. Ya que lo dice el título de su conferencia, ¿cree que los dentistas controlan actualmente los riesgos de periimplantitis?

Creo que si los controlásemos todos sería una enfermedad poco frecuente.

¿Cuáles considera que son los principales riesgos?

Se distinguen dos grandes grupos: los que dependen del paciente y los que dependen
del profesional. Entre los dependientes del paciente la falta de control de las enfermedades
de base, como la diabetes o del control de la placa bacteriana y del hábito de fumar, especialmente entre los que padecen una enfermedad periodontal, está demostrado que son los más importantes y además requieren de su voluntad y constancia en gran medida. Respecto a los que dependen del profesional, la elaboración de un plan de tratamiento inadecuado, la mala disposición tridimensional de los implantes, de forma que no respeten los requisitos biológicos y un diseño de la prótesis que no permita una buena higiene, serían junto a la falta de seguimiento/mantenimiento del paciente los más destacables.

¿Qué consejos da para la prevención daría? Al paciente y al dentista…

Al paciente que se implique en el tratamiento siguiendo los consejos de su dentista, realizando una buena higiene y acudiendo a las visitas de mantenimiento. Al dentista, que procure formarse actualizando sus conocimientos y que sea riguroso en el cumplimiento
de los requisitos y en el control de calidad de cada fase del tratamiento.

¿Y para la detección precoz de la enfermedad?

El pronóstico de esta enfermedad, como tantas otras, depende del diagnóstico precoz.
Por lo tanto, las visitas de mantenimiento son la clave. El sangrado al sondaje del surco periimplantario es el signo de alerta.

¿Qué características diferencian el curso que usted imparte?

El objetivo es conocer donde están los riesgos para poder prevenir la periimplantitis y
tomar conciencia que una gran parte de ellos está en nuestras manos controlarlos.

¿Cuáles considera que son los principales problemas de la odontología?

Actualmente, el ejercicio de la odontología requiere de una inversión económica importante
en tecnología, esto hace que sea muy difícil que los jóvenes graduados sean emprendedores, desarrollando su proyecto profesional en su propia clínica. Por otro
lado, los inversores y las empresas proveedoras de servicios sanitarios, han decidido
ser las suministradores de los tratamientos dentales y dado que tienen la capacidad
económica y de gestión para hacerlo, compiten directamente con el dentista con unos
criterios que, como mínimo, no tienen el espíritu que se requiere para alcanzar la
excelencia profesional.

¿Cree que tienen solución? ¿Está esta en manos de la profesión?

Yo creo que sigue en las manos de los profesionales, pero debemos cambiar de idea,
lejos de tener una clínica absolutamente personalizada con especialistas colaboradores,
en mi opinión, el futuro está en la asociación de dentistas de diferentes especialidades en
igualdad de condiciones que tengan su ejercicio profesional en una misma clínica, compartiendo inversiones y gastos comunes, que trabajen organizados de forma que puedan dar un tratamiento integral de máximo nivel, discutiendo los casos en sesiones clínicas, compartiendo inquietudes profesionales e ideas de innovación. Debemos encontrar
la fórmula.

¿Alguna cosa que quiera añadir?

Agradecer al Colegio de Odontólogos y Estomatólogos de Alicante y especialmente a la Dra. Pomares su invitación, espero que el curso pueda ser de ayuda a los asistentes en su práctica diaria.

Deja un comentario